Una docena de miembros de la vieja guardia socialista se movilizan contra Pedro Sánchez

Una docena de ex altos cargos asociados a Joaquín Leguina quieren movilizar a los barones ante la actual deriva del gobierno de Pedro Sánchez.

Tras las pasadas elecciones del 4M y el golpe que sufrió el PSOE, Joaquín Leguina y Nicolás Redondo Terreros aprovecharon para criticar públicamente a Pedro Sánchez. Consecuentemente, el PSOE les envió una carta de expediente de expulsión a cada uno.

Ahora, una docena de ex-altos cargos del PSOE en Madrid, dirigentes y diputados se han agrupado para frenar lo que consideran una mala gestión y, sobre todo, una deriva autoritaria e «inmoral» impulsada por Sánchez.

Leguina ha sido el único presidente socialista de la Comunidad de Madrid (1983-1995), mientras que Redondo Terreros lideró el PSOE en el País Vasco, donde fue amenazado de muerte por la banda terrorista ETA.

Socialdemocracia anti sanchista.

Por una parte, estos viejos militantes socialistas critican que el actual líder del PSOE y su lugarteniente Iván Redondo lo haya secuestrado. También critican que estos no tengan la autocrítica necesaria para reconocer los errores políticos que se están cometiendo.

Por otra parte, es evidente que existe una fuerte desconexión entre la vieja guardia del partido y la deriva ideológica que la centenaria formación ha venido tomando desde la crisis de 2008 y, sobre todo, desde que Sánchez se hizo con la presidencia y el control casi total del partido.

Son muchos los militantes y votantes del PSOE «de toda la vida» que se vienen sintiendo poco cómodos en el partido desde hace años, sobre todo en relación a ciertos asuntos como los polémicos pactos mediante los cuales Sánchez ha llegado a Moncloa.

Uno de los integrantes, el exdiputado autonómico Juan Antonio Ruiz Castillo, ha dado voz pública a esa protesta.

El histórico dirigente hablaba hoy sin tapujos para el medio Vozpópuli: “He sido veinte años diputado autonómico, durante cinco legislaturas y con carnet del PSOE desde el año 1979, y el expediente a Leguina y Redondo Terreros es espeluznante”. “Los que quieren echar a Redondo y Leguina son gente sin escrúpulos, ni políticos ni personales, y no tienen ningún tipo de ideología excepto la de mantenerse en el poder”.

Ruiz Castillo ha mantenido reuniones a lo largo de los últimos días con otro grupo de dirigentes del PSOE con intención de movilizar una crítica activa contra Sánchez.

Castillo pone énfasis en señalar el caso de Redondo Terreros.

“Alguien que ha estado amenazado hasta ayer por ETA, se le quiere expulsar al mismo tiempo que se pacta con Bildu, que son los que le amenazaban de muerte. ¿Pero en qué se ha convertido este partido? Pretenden que estemos tan callados y ciegos y no veamos en esto una total inmoralidad”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *