Nueve guardias civiles heridos mientras defendían la frontera en Melilla

Los agentes han impedido con éxito la entrada ilegal de 150 individuos armados con palos y piedras.

La Delegación de Gobierno ha reconocido el carácter violento de los intentos de entrada ilegal. De hecho, hasta nueve agentes han tenido que ser atendidos por los servicios sanitarios. Todas las lesiones reportadas han sido leves.

En esta ocasión, la mayor parte de los ilegales era de origen subsahariano, si bien ha habido también varios magrebíes.

Según la Delegación de Gobierno, la policía de Marruecos ha colaborado con las autoridades españoles en esta ocasión, siendo importante su ayuda para dispersar a la turba.

Ningún individuo ha conseguido su objetivo.

El dispositivo de Guardia Civil ha contado también con la colaboración de algunos agentes de la Policía Nacional. Esto sumado a las medidas de protección pasivas, han impedido cualquier entrada.

El intento de entrada se ha producido a las 5:15 AM horas en la zona del Dique Sur.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *