Mega fábricas de chips en Europa para no depender de Asia

Gran parte de los semiconductores, microchips y otros elementos básicos de la electrónica y la informática se fabrican y/o ensamblan en Asia. La UE le ha visto las orejas al lobo con la actual crisis de suministros y quiere cambiar esto.

La crisis de los microchips que tanto daño está haciendo a la industria del automóvil- también a la informática y otras- ha llevado a una puesta en marcha de mega fábricas para evitar la dependencia asiática.

Un automóvil moderno puede llevar entre 20 y 40 de estos pequeños elementos electrónicos que, actualmente, representan una parte muy importante en el coste de un vehículo. Con la llegada de los coches eléctricos e híbridos, esta tendencia se acentúa y la demanda de chips no hace sino crecer.

En Europa, la automoción abarca el 37% de la demanda de semiconductores, bastante superior al 10% que tiene el sector en el conjunto del planeta.

la Comisión Europea se ha puesto como objetivo que la UE pase del 9% al 20% de cuota global de producción de chips en 2030. Supone un objetivo muy complicado por el enorme coste que supone poner en marcha este tipo de fábricas, pero va a resultar algo necesario para evitar los problemas que supone depender del mercado asiático.

Actualmente, cerca del 70% de los chips de la industria automotriz proceden de Taiwán y China. Con un Taiwán cada vez más amenazado por la dictadura China, la debilidad de occidente en este sentido queda patente.

Ursula von der Leyen, ha subrayado en una visita a la sede del gigante de máquinas de chips ASML en Países Bajos la necesidad de aumentar la producción europea de semiconductores. Solo así será posible reducir la dependencia de Asia.

Además de proporcionar máquinas para procesadores y chips de memoria, ASML tiene una oferta de máquina EUV (litografía ultravioleta extrema); unos aparatos de última generación que cuestan más de 100 millones de euros cada uno. Estos están especializados en fabricar semiconductores mucho más pequeños y potentes.

La fabricación de chips está concentrada en Asia, especialmente en China. A nivel corporativo, se da un duopolio entre la taiwanesa TSMC y la surcoreana Samsung. Estados Unidos domina en el diseño. Europa ahora mismo solo lidera en la investigación, a través de IMEC o Fraunhofer, aunque también en el suministro del equipamiento para producir chips, con la mencionada neerlandesa ASML.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *