Los volcanes de la Palma siguen causando estragos. La nueva colada norte ya está engullendo el núcleo urbano de La Laguna

Más de un mes después de las primeras erupciones y terremotos, la catástrofe natural generada solo parece ir a peor.

El colegio y otros edificios emblemáticos del lugar ya han sido arrasados por una colada de varios metros de espesor que amenaza con sepultar, derretir y destruir por completo toda la localidad.

Incluso aunque la lava dejase de avanzar en las próximas horas, el barrio de La Laguna, tal y como la hemos conocido hasta ahora, va a dejar de existir.

La calidad del aire sigue empeorando en toda La Palma, mientras que las últimas coladas no terminan en ningún caso de llegar al mar. El ganarle metros al mar podría ser lo único «positivo» que la sociedad palmera llegara a sacar de la que ya es la peor catástrofe de su historia.

Por contra y por desgracia, las últimas coladas se han ido desplazando a lo ancho de la isla, arrasando los materiales con todo lo que han pillado a su paso.

Aunque en las últimas 24 horas la colada ha ido avanzando muy lentamente, el avance es inexorable.

Así amanece el barrio el día 21 de octubre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *