Los socialistas que no amaban a las meretrices

En la pasada época estival, el ya ex obispo  independentista de Solsona, fue la comidilla del corazón y ahora vuelve a ser noticia por haber encontrado un trabajo singular.

Las comidillas eclesiásticas comentan que  ex obispo de Solsona, ha encontrado trabajo en la empresa Semen Cardona, empresa catalana especializada en la elaboración de dosis para la inseminación artificial porcina de alto rendimiento, ¡ni que fuesen atletas!

Aún no puede casarse por el juzgado al faltarle los trámites, pero dicen que tiene a la chica embarazada, por lo que no se anda con chiquitas el ex obispo.

Parece ser que lo mismo que el mismo síndrome le pasa al exministro José Luis Ábalos

Lo de Ábalos es más sangrante que lo del ex obispo, ya que el ex ministro de Transporte al que botaron fuera del partido sin dar muchas explicaciones, arrastra más personal que el ex eclesial, por eso le quitaron de en medio «por su disoluta vida secreta».

De ser el tío más poderoso que además se lo creía, pasó a la nada

Con sus diatribas chulescas de portería de lupanar de baja estofa o de un bar mañanero de aguardiente, aseguraba que era capaz de derribar a cualquiera, ¡increíble el colega!

Y así, pasó a la nada del ocultamiento propio de socialistas y comunistas

Es de todos sabido que copular con hembra ajena es arriesgado. Y con una mantis religiosa es lo que tiene, que se te va la olla y la po…

Lo de que los socialistas se vayan de prostitutas a cuenta de los españoles, es un clásico, ahí está todo lo que se descubrió en Andalucía sobre la materia puteril, pero esto también se lo callan como “meretrices”, nunca mejor dicho.

Los socialistas no se aguantan sin mangar, y en lo que concierne a materias sexuales, no van a ser menos. Los pobrecitos, benévolos cuando lo hacen ellos y aplicando siempre su doble vara de medir para con los demás.

Al ex obispo ya le cayó su condena y se acordará de cuando vivía como un cura, sin tal penitencia, y soltero de verdad, pero Ábalos y los socialistas siempre se van de rositas, aparte de putas, con el dinero que no es suyo, que tiene bemoles.

Por muy gordas que las hagan nunca van a la cárcel, ni les ocurre nada. Todos los malos tienen suerte. Y más en estos tiempos

La noticia del obispo que es más transparente, hizo daño a muchos creyentes, que así lo manifestaron, pero la de Ábalos, perjudica a todos por la trascendencia de lo que esconde, pero pelillos a la mar, ya que los socialistas lo tienen absolutamente normalizado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.