Los padres acusados de maltrato ya no pueden ver a sus hijos menores de edad

Con la reforma aprobada, en vigor desde este 3 de septiembre, el juez ya no podrá fijar un régimen de visitas y deberá suspenderlo si existe.

A partir de hoy, los padres inmersos en un proceso penal por «violencia de género» no podrán disfrutar de un régimen de visitas con sus hijos menores. Desde hoy entra en vigor la reforma del Código Civil que pone fin a estas visitas.

Dicho de otra forma, la nueva legislación suspende el derecho de los menores a poder ver a sus progenitores masculinos en caso de que estos sean acusados de «violencia machista».

La reforma publicada en el BOE el 3 de junio se ha incluido en una ley tramitada antes del verano con otro objetivo completamente distinto. Este era el de acabar con la incapacitación judicial de las personas con discapacidad intelectual. Entre las modificaciones del Código Civil comprendidas dentro de esa ley, en el Senado se reformó el artículo 94. Este recogía el derecho de los progenitores que no tienen consigo a sus hijos menores- o discapacitados- a visitarlos y comunicarse con ellos.

Sí que se permite al juez autorizar las visitas en una «resolución motivada en el interés superior del menor» y «previa evaluación de la situación de la relación paternofilial». Sin embargo, en ningún caso se podrá dar ese paso cuando el progenitor varón se encuentre en prisión- provisional o firme- por algún delito relacionado con la violencia doméstica.

Última vuelta de tuerca a una legislación en la que ya se venía ahondando.

Ya a finales de junio entró en vigor la «Ley de protección integral a la infancia y adolescencia frente a la violencia», que preveía restringir las visitas a los maltratadores reformando la ley de enjuiciamiento criminal.

Cuando se dicte una orden de protección con medidas de contenido penal y existan indicios fundados de que los hijos menores de edad han podido presenciar o sufrir violencia doméstica el juez debe suspender el régimen de visitas, estancia o comunicación del inculpado con los menores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *