La OTAN emite una declaración informando de que se moviliza hacia el este

Aunque la respuesta occidental a la invasión está siendo tremendamente cautelosa, sobre todo en el terreno militar, la OTAN ha decidido dar signos de reacción y militarizar las fronteras orientales de la organización

En un comunicado que puede ser visitado aquí, la organización noratlántica culpa a Rusia de toda la responsabilidad del conflicto en Ucrania y la posterior invasión, afirmando que rechazó en todo momento las vías diplomáticas que se le ofrecieron.

Vuelve el ‘telón de acero’ al este de Europa

Finalmente, habrá despliegues de fuerzas terrestres y aéreas en la parte oriental de la Alianza y activos marítimos en todo el área de la OTAN. También una preparación activa para «responder a una variedad de contingencias y asegurar el territorio de la OTAN».

Aunque estas palabras pueden tener muchas lecturas, está más o menos claro que la intención es agrupar tropas terrestres, aéreas y marítimas en las fronteras orientales de la UE con Rusia, Bielorrusia y Ucrania. A partir de ahí, en los próximas días la OTAN tendría margen de maniobra no solo para gestionar mejor la defensa del continente y de los refugiados ucranianos, sino también la posibilidad de introducirse en Ucrania para defender las posiciones del Estado que preside Zelenski.

La tensión en toda Europa es máxima en estos momentos y la administración Putin responde con severidad a cualquier comunicado extranjero que le contraria.

En las últimas horas la portavoz de Exteriores rusa, Maria Zajarova, dijo en rueda de prensa que:

Todos los Estados participantes de la OSCE a título nacional, incluidos Finlandia y Suecia, reafirmaron en su día el principio de que la seguridad de algunos Estados no debe construirse a expensas de la seguridad de otros países. Es evidente que la adhesión de Finlandia y Suecia a la OTAN, que es principalmente un bloque militar, tendría graves consecuencias militares y políticas que requerirían que nuestro país tome medidas recíprocas.

El gigante euroasiático pretende disuadir a cualquier país occidental de intervenir en la guerra de Ucrania y no duda en utilizar un registro agresivo para ello.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.