Feijóo sobre la guerra interna del PP entre Casado y Ayuso: «Yo, lamentablemente, tampoco entiendo el espectáculo»

Ayer viernes 18 de febrero, en el programa especial de Es la Mañana de Federico desde Sangenjo (Pontevedra), el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, ha comentado la situación en la que se encuentra el Partido Popular, señalando que «las luchas en el vestuario se pueden entender pero esos comportamientos no pueden aceptarse» y ha calificado la situación en el PP de «un error mayúsculo» y que «esta situación no beneficia a nadie».

Feijoo ha advertido que «ayer nos hemos equivocado de una forma contundente y pertinaz» y que «la obligación es pedir disculpa a todos los españoles, a los votantes y dar explicaciones».

«Este partido se fundó para servir a España y ayer no lo hemos hecho», ha insistido Núñez Feijóo, que ha lamentado el cisma actual en el Partido Popular.

Estamos en «uno de los momentos más delicados de la historia del PP», ha indicado

El presidente de la Xunta espera que el PP no tenga que «llegar a un congreso para solucionar un problema», y ha señalado que su formación está perpleja «viendo cómo hay una discrepancia profunda entre la dirección del partido y la presidenta de la CAM que no tenemos por qué soportar».

«Yo, lamentablemente, tampoco entiendo el espectáculo», ha agregado

Tras haber manifestado su «enorme respeto» por el presidente del Partido Popular, Pablo Casado, ha insistido en que este asunto «debemos de encauzarlo de forma urgente» y ha dejado el futuro del secretario general del PP, Teodoro García Egea, en manos de Casado, al que ha pedido actúe:

«Si hay un conflicto con un presidente autonómico o con un presidente del gobierno y la dirección, el presidente del partido tiene que actuar. Y no se puede actuar para acrecentar el problema. Se debe actuar para solucionar el problema. La dirección de un partido no está para ampliar un problema, sino para solucionarlo».

Feijóo ha subrayado que «hay cuestiones que son indelegables, y la responsabilidad de presidir es indelegable. Al final, un presidente debe tomar decisiones, y esas decisiones no las puede compartir con su equipo. El presidente Casado debe tomar una decisión». Ésta debe estar basada en lo que «opinan los españoles» y en «qué cree que es mejor para ser una alternativa real a un gobierno socialpopulista».

«Y cuando tenga la respuestas a estas preguntas, actuar. Es el presidente el que tiene que tomar esta decisión«, ha agregado

«Cuando uno mete la pata, lo tiene que subsanar. Y estamos todos expectantes para que la presidenta de la CAM y el presidente del partido nos den una solución a un problema que no hemos creado los demás y que se ha creado allí», ha concluido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.