El PP «desactivó» el Tribunal de Cuentas porque iba a rechazar los avales a los golpistas

En el marco del procedimiento abierto por el uso de recursos públicos para promocionar la acción política independentista en el extranjero durante 2011 y 2017, la Generalidad presentó avales para los golpistas acusados de malversación.

Según han declarado fuentes del Tribunal de Cuentas a Libertad Digital, Pablo Casado, líder del PP, una vez «tuvo conocimiento» de que la instructora de dicha causa, Esperanza García, iba a rechazar los avales, «aceleró la negociación».

Y así ofreció el 13 de octubre en el Congreso de los Diputados a Pedro Sánchez, la renovación de los órganos constitucionales.

Entre ellos, el Tribunal de Cuentas y el Tribunal Constitucional

Añaden que tal y como le habían dicho, al día siguiente de ofrecerle a Sánchez esto, el Tribunal de Cuentas rechazó el aval de la Generalidad y anunció el embargo a 28 altos cargos y dirigentes separatistas de un total de 5,4 millones de euros.

Las mismas fuentes declaran que:

«Desactivar al Tribunal de Cuentas era una exigencia de ERC para pactar los Presupuestos Generales del Estado con el Gobierno. Lo que se desconoce es por qué los populares se han prestado a participar en este golpe institucional. Nadie entiende la decisión de Casado de desactivar el Tribunal de Cuentas cuando tenía a los independentistas contra las cuerdas».

Las fuentes han señalado a Libertad Digital que en este golpe al Tribunal de Cuentas «es clave» el cese de  Margarita Mariscal de Gante, la ex ministra de Justicia durante el primer Gobierno de Aznar.

Y es que iba a encargarse de enjuiciar este caso y tras la renovación ha sido sustituida por Elena Hernáez, ex presidenta del Tribunal Administrativo de Contratación Pública de la Comunidad de Madrid propuesta por el PP.

Finalmente las mismas fuentes concluyen que estas maniobras:

«Alejan las posibilidades y complican mucho» que los golpistas sean juzgados en el Tribunal de Cuentas por el 1-O y su «acción exterior».

Y añaden:

«Ahora las partes personadas en este procedimiento deben presentar demanda para que la causa cuya instrucción ha finalizado pueda ser finalmente juzgada. Se espera que la Fiscalía no presente acusación con el nuevo fiscal jefe del Tribunal de Cuentas nombrado por Delgado, mientras la Abogacía del Estado ya está fuera de la causa», 

Fuentes del PP desmienten oficialmente esta información y aseguran que es «falso»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *