El PNV pide que País Vasco y Cataluña se reconozcan como naciones y bilateralidad con el Estado

Andoni Ortuzar, presidente de la Ejecutiva del PNV, ha declarado que el proceso de construir «un nuevo estatus», tanto para País Vasco como Cataluña, debe basarse en:

  • Su reconocimiento como «naciones».
  • La bilateralidad con el Estado.
  • Un sistema de garantías que resuelva conflictos «a través del diálogo y desde el respeto».

En una entrevista ha dicho que ha hablado con algunos de los golpistas y que considera que los indultos son «un buen y necesario punto de partida» para que sea posible el diálogo, señal, «está bien sacar a la gente de la cárcel y que los políticos estén libres».

Ortuzar defiende «la total legitimidad» de los golpistas de exigir la autodeterminación, la independencia y la amnistía y ha indicado que:

«Esas metas, que son las metas finales, se pueden lograr con una gradualización con la que se pueden hacer avances, tanto en su caso como en el nuestro».

«En ese camino hay tres pilares: el reconocimiento de que Cataluña o Euskadi son naciones; la bilateralidad, en la que hay dos partes que debemos estar al mismo nivel con todo el respeto; y un sistema de garantías, porque cuando ha habido conflicto siempre ha mandado el Estado y la respuesta mediante la judicialización ha sido mala, por lo que necesitamos garantías de que, en caso de conflicto, se resuelva a través del diálogo y desde el respeto. Con ese trípode, con esos tres principios, podemos construir un nuevo estatus, tanto para Euskadi como para Cataluña».

AUTOGOBIERNO

EL PNV ha declarado que deben «hablar centre los partidos» para llegar a «un consenso lo más amplio posible» sobre un nuevo estatus para la comunidad autónoma vasca.

Consenso, donde Ortuzar querría que estuvieran «los que apoyaron el Estatuto de Guernica» y también «los que se quedaron fuera, especialmente la izquierda abertzale».

El trabajo realizado hasta ahora, considera, «debe ser el punto de partida» a partir del cual tienen que decidir, «con qué método vamos a dar los próximos pasos» y «con qué contenidos»:

«Nosotros sabemos qué es posible y qué no con las leyes actuales, con la Constitución y con el Estatuto, y se puede hacer mucho, pero algunas cosas no, porque son ilegales. Nuestra posición se basa en hacer ahora lo que podemos y, en un segundo paso, cómo lograr lo que ahora no es posible modificando las leyes».

PNV Y BILDU

Ortuzar ha señalado que han actuado «con total claridad» en este proceso «y eso EH Bildu lo sabe, porque tiene nuestra propuesta encima de su mesa, y cuando nos reunimos en octubre de 2019 quedó muy clara nuestra posición».

Añade que:

«Si quiere, estamos dispuestos a hablar sobre ello, y no solo con ellos, sino también con el PSE, con Podemos y con el PP».

Aunque, según afirma, desafortunadamente «la relación con EH Bildu no se ha suavizado«.

Ha lamentado además que estén «en guerra total contra nosotros» porque «se ven a sí mismos como nuestra alternativa, y su obsesión es quitarnos de todas partes»:

«Por eso su actitud es tan negativa, haciendo en todos los sitios una oposición dura y severa, y en esas condiciones no es nada sencillo para nosotros mantener una relación normal».

Ha continuado asegurando que es «muy complicado», llegar a acuerdos con Bildu porque, «para ellos el acuerdo es asumir su posición al 100%, de lo contrario, no hay acuerdo».

«La imposición de una mayoría es muy mala, pero es peor la imposición de una minoría —ha añadido—, y eso es lo que EH Bildu quiere, que se asuman al 100% sus posiciones y que quede bien claro quién ha ganado».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *