El Partido Popular ha cuantificado en más de 800.000 euros el coste económico de mantener cerrada la nueva Estación de Autobuses de Logroño

El concejal del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Logroño, Ángel Sainz, denunció el día de ayer, martes 30 de agosto, que la mala gestión del Gobierno local respecto a la apertura de la nueva estación de autobuses está resultando muy cara a la ciudad.

Sainz ha cuantificado en más de 800.000 euros el coste económico de mantener esta nueva infraestructura cerrada durante dos años, “cifra a la que por supuesto habría que añadir la consecuencia negativa para los ciudadanos de Logroño de no poder disponer de una nueva infraestructura de transporte y el coste que está suponiendo para el desarrollo de la ciudad el no contar con una estación intermodal transformadora de la ciudad”.

Desde el Grupo Popular han detallado los datos económicos de lo que ha supuesto mantener la nueva estación cerrada durante dos años

En primer lugar han hecho referencia a la pérdida, y ya va casi por dos años, del período de garantía de los equipamientos y de las propias obras. El informe técnico que lo sustenta fija el gasto anual del mantenimiento técnico legal en 13.052,95 euros al año. Es decir, el próximo 30 de octubre, que se cumplen dos años desde la recepción de las obras y la estación seguirá cerrada, se habrán perdido 26.105 euros. A esto hay que añadir varias partidas más.

Por un lado, y aunque desde el Ejecutivo local no han respondido acerca del contrato de suministro eléctrico y de sus gastos, los populares entienden que lo que sí está en pleno funcionamiento es el sistema anti-incendios. Esto representa 47 de los 358 KW de potencia instalada. Su importe asciende a 22.000 euros al año. Es decir, 44.000 euros en dos años.

Afirman que la nefasta gestión del Ejecutivo local está resultando muy cara a Logroño.

Por otro lado, el informe técnico que sustenta la licitación fracasada, calcula en 8.100 euros al año el importe de los gastos relativos a seguros, tributos, etc. Por tanto, hay que sumar otros 16.200 euros en los dos años.

A lo que habría que sumar la amortización de las obras de la estación que se reparte en 50 años y del mobiliario y equipamiento que lo hace en 15 años. La amortización anual de las obras de la estación alcanza los 196.360,76 euros, es decir 392.720 euros por los dos años. Mientras, la amortización del resto de equipamiento asciende a 51.444,93 euros al año, es decir, 102.889 euros por los dos años.

El concejal popular ha añadido que existe además una partida que no tienen cuantificada para las revisiones y controles del gran número de equipos e instalaciones existentes en la estación.

Además los populares han recordado que en el pleno del mes de junio se aprobó un expediente de suplemento de crédito por un importe de 218.000 euros para la indemnización por daños y perjuicios que el aumento en el plazo de ejecución de la obra ha generado por el incremento de los costes indirectos.

“Una vez más se demuestra que la gestión de la ciudad de Logroño le queda muy grande a Hermoso de Mendoza, recordamos que tal y como denunciamos la semana pasada un recurso administrativo ha paralizado la licitación del contrato de gestión, un nuevo retraso a lo que se suma la ausencia de ofertas al proceso de licitación que obligará al Ejecutivo local a redactar un nuevo pliego si siguen optando por la gestión indirecta’, ha manifestado Ángel Sainz.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.