El paro sube en 3.230 personas, supone el peor dato de julio en 20 años

La Seguridad Social suma 9.104 cotizantes en serie desestacionalizada frente a los 30.000 que aventuró en sus proyecciones del mes

El desempleo se mantiene en los niveles más bajos desde 2008, con un total de 2,8 millones de personas

El mercado laboral echó el freno en la segunda mitad del mes de julio, tal y como vaticinaron varios miembros del Gobierno la pasada semana tras conocerse unas cifras históricas de la Encuesta de Población Activa del segundo trimestre del año. Las cifras publicadas por Trabajo y Seguridad Social este martes constatan la desaceleración: el paro subió en 3.230 personas, un 0,1% con respecto a junio, y se crearon 9.104 empleos en cifras desestacionalizadas que limpian los efectos de trabajos de temporada. Esto es solo un tercio de lo previsto por el Ejecutivo hace solo unos días en las valoraciones de medio mes. En términos medios, el empleo incluso cayó el pasado mes en 7.366 afiliados hasta situarse el total en 20,3 millones.

Pese a confirmarse la desaceleración del mercado laboral, el nivel de parados sigue estando en mínimos de 2008, con un total de 2.883.812 desempleados. La afiliación a la Seguridad Social se mantiene en niveles récord sumando un total de 20.111.141 cotizantes y quince meses consecutivos de creación de puestos de trabajo.

La afiliación media a la Seguridad Social contabiliza 7.366 afiliados menos, cerrando el mes con 20.340.964 inscritos (10.880.380 hombres y 9.480.585 mujeres). En total, el número medio de afiliados en términos originales supera en 749.236 ocupados el nivel de hace un año.

«Tras el excepcional comportamiento en junio, en julio se sigue creando empleo, apuntando probablemente a un adelanto de las decisiones de contratación este verano», apuntan desde la Seguridad Social como uno de los motivos del frenazo registrado en el mercado laboral.

Del mismo modo, el gabinete capitaneado por la vicepresidenta Yolanda Díaz señala que pese a no ser la primera vez que sube ligeramente el paro en un mes de julio «el incremento en esta ocasión ha sido significativo a partir de la mitad del mes, en gran parte debido a la incertidumbre internacional».

Posible recesión en España

El dato del PIB en el segundo trimestre publicado por el INE, avanza un crecimiento del 1,1% respecto al arranque del año -por encima de lo esperado- no ha variado las expectativas del Consejo General de Economistas respecto al comportamiento de la economía española en el conjunto del año. Los economistas mantienen su previsión de que la economía española crecerá un 3,9% en 2022 y que se desacelerará de forma significativa en 2023 hasta el 1,7%-1,8%, en buena medida porque entienden que España entre en recesión el próximo invierno con crecimientos intertrimestrales negativos en la recta final de 2022 y el arranque de 2023.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.