El G7 acuerda un impuesto mínimo del 15% para las multinacionales

Alemania lo ve insuficiente para lograr sus objetivos. El acuerdo solo incluye a 7 grandes naciones y Merkel pide un pacto a nivel de G20.

Los ministros de Finanzas del G7: Canadá, Estados Unidos, Japón, Francia, Alemania, Italia y Reino Unido; han llegado a un acuerdo calificado como «histórico» para fijar las bases de la nueva fiscalidad internacional.

En la reunión de Londres los siete países han acordado instaurar un impuesto mínimo universal del 15% para las grandes corporaciones.

Según el Ministro de Finanzas de Reino Unido, Rishi Sunak, considera que el pacto pretende conseguir un campo de juego equilibrado para las empresas globales en la era digital.

La Secretaría del Tesoro de EEUU ha destacado que esta tasa mínima global pone fin a la carrera a la baja del impuesto de sociedades. Asimismo, el organismo considera que garantiza justicia para la clase media y los trabajadores de Estados Unidos y de todo el mundo.

El Ministro alemán de Finanzas, Olaf Scholz, ha celebrado el acuerdo y lo que considera una «revolución fiscal». Esta debería servir, en su opinión, de base para lograr un acuerdo mundial de mayor alcance.

Aplicación práctica.

El impuesto será, como mínimo, de un 15% para evitar que los países compitan a la baja en este sentido.

La nueva carga impositiva mínima solo se aplicará a multinacionales que tengan, al menos, un 10% de margen de beneficio.

El 20 por ciento de cualquier beneficio que esté por encima, se considerará como generado en el país de origen de la actividad y gravado consecuentemente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *