El fin de la mascarilla obligatoria se deja entrever. El Congreso vota a favor de su eliminación con los únicos votos en contra de PP y PNV, aunque rechaza la propuesta de Vox

Los grupos que respaldan al Gobierno han tumbado la iniciativa de Vox de levantar la obligación de llevar la mascarilla en interiores. El Congreso ha pedido a Pedro Sánchez dar un paso hacia la eliminación, pero esta decisión no es vinculante y la última palabra la tiene el Ejecutivo

El Gobierno dice que tomará la decisión definitiva en cuanto haya consenso en la comunidad científica y lo avalen los profesionales sanitarios. Así lo ha aclarado Carolina Darias, ministra de Sanidad:

Vamos a ir paso a paso, tomando medidas desde la prudencia, desde la progresividad y desde la gradualidad.

El debate se pospone hasta el 6 de abril, día en el que se reúne el Consejo Interterritorial de Salud.

Las comunidades autónomas llegan divididas. Algunas apuestan por la retirada inmediata de la mascarilla en interiores, como Madrid; otras como Andalucía abogan por mantener la medida ante las inminentes celebraciones de la Semana Santa.

Parte de la comunidad científica, los epidemiólogos y expertos en Salud Pública consideran que se debería esperar a finales de abril para comprobar los efectos de la nueva estrategia de «gripalización» del coronavirus, que desde este lunes ha suprimido la obligación de guardar cuarentena a los contagiados leves o asintomáticos.

No obstante, la postura popular en contra de las restricciones es un clamor a estas alturas y en la mayor parte de Europa, el uso obligatorio de la mascarilla ya ha sido suprimido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.