Delgado desprecia al candidato ideal a fiscal de Sala de Menores por su «falta de sensibilidad en perspectiva de género» y vuelve a designar a su favorito anulado por el Supremo

Dolores Delgado, fiscal general del Estado, ha desechado a José Miguel de la Rosa, el otro candidato a fiscal de Sala de Menores, por su «falta de sensibilidad en perspectiva de género» y ha vuelto a designar como tal a Eduardo Esteban, su favorito cuyo nombramiento anuló la Sala Tercera del Tribunal Supremo por «falta de motivación».

Libertad Digital ha tenido acceso al escrito de nombramiento de 22 páginas de Delgado, donde ésta justifica nuevamente su elección asegurando que el Estatuto Orgánico del Ministerio Fiscal EOMF le da amplio margen de discrecionalidad para elegir a los Fiscales de Sala y en el que asimismo desprecia a José Miguel de la Rosa:

«El EOMF no contiene precepto alguno que imponga que la elección de los Fiscales de Sala Coordinadores deba realizarse en atención a su especialización, a diferencia de la acreditación exigida para la provisión de los Juzgados de Menores».

Y añade que la idoneidad de un fiscal no puede limitarse exclusivamente al conocimiento jurídico que tengan los candidatos, sino a que compartan sus ideas

Así señala que:

«Concedo mayor valor a los méritos resultantes del desempeño de su actividad profesional como fiscal que a los derivados de otras actividades».

Continúa el documento despreciando repetidamente la trayectoria de José Miguel de la Rosa y halagando a Eduardo Esteban, afirmando que «no comparto su concepción del derecho aplicable a los menores» e indicando que:

«No da, a mi juicio, una respuesta social, no avanza hacia un modelo social de responsabilidad en línea con las propuestas internacionales de justicia discriminalizadora. Por lo tanto, en la comparativa entre aspirantes, no solo elijo a uno de los candidatos, también elijo un modelo».

Y reitera nuevamente que:

«Considero que el llmo. Sr. D. Eduardo Esteban Rincón es el más idóneo para el cargo de Fiscal de Sala Coordinador de Menores», continúa la fiscal general.

Finalmente destaca la razón por la que el candidato desechado por el Supremo es el sujeto idóneo: la «perspectiva de género» que ha «percibido a través del conocimiento directo» de su favorito.

Concluye asegurando que:

«El otro candidato, en su trabajo en la Sección Civil de la Fiscalía del Tribunal Supremo, viene sosteniendo posturas con las que no me identifico en asuntos concretos y que reflejan, a mi juicio y en mi discrecionalidad, una falta de sensibilidad para el abordaje de las cuestiones jurídicas desde esa perspectiva.»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.