Condenada una enfermera por avisar a un hombre de que el bebé que esperaba su novia no era suyo

La sanitaria no habría cumplido con la Ley de Protección de Datos, llegando a transgredir el derecho a la intimidad de su paciente.

Ha ocurrido en un centro hospitalario de Lugo, en Galicia. Una enfermera ha decidido hacer de justiciera por su cuenta y riesgo, con fatales consecuencias para ella.

La profesional ya conocía personalmente al chico implicado y por tanto quiso ayudarle a destapar su posible falsa paternidad.

La sanitaria se percató de que el tiempo de noviazgo de la pareja que esperaba el niño no coincidía con el del embarazo. Alertada decidió consultar la historia clínica de la mujer embarazada sin estar autorizada, comprobando así que, realmente, las piezas no encajaban.

Una vez la enfermera comunicó al chico que no podía ser el padre biológico del bebé que esperaba su novia, las consecuencias no se hicieron esperar.

La embarazada decidió denunciar a la enfermera por violar la Ley de Protección de Datos, revelación de secretos y no mantener la confidencialidad que le exige su profesión.

El fiscal solicitó para la acusada una pena de cuatro años de cárcel y una indemnización para la víctima de 3.000 euros por daños morales. Sin embargo, este martes, tras confirmar que la acusada ya había indemnizado a la embarazada, le reconoció el atenuante de reparación del daño.

Dos años de cárcel y 1.500 euros de multa ha sido la pena definitivamente impuesta. En concepto de responsabilidad civil deberá también indemnizar a la víctima con 3.000 euros. Ahora bien, finalmente no entrará en prisión mientras se mantenga dos años sin cometer delitos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *