Censura: Marlaska prepara un decreto que impedirá que los agentes de la Policía Nacional hablen a los medios sin autorización

El Ministerio del Interior de Fernando Grande Marlaska está ultimando un proyecto de Real Decreto que supondrá censurar a la Policía Nacional

Así, el nuevo artículo cuatro de este decreto, que afecta al Régimen de Incompatibilidades de la Policía Nacional, atenta directamente contra la libertad de expresión de los agentes:

“La participación en cualquier medio de comunicación social audiovisual, radiofónico, impreso o digital, independientemente de su habitualidad o no, que esté relacionada con la actividad policial o en la que se haga uso de información obtenida por razón de su condición de policía nacional, requerirá autorización expresa de la persona titular de la Dirección General de la Policía».

Así pues, los agentes no podrán realizar una aparición alguna ante medios libremente salvo que sea:

“En defensa de los intereses laborales y profesionales del personal de la Policía Nacional en el ejercicio de la acción sindical».

Esto significa que salvo actuaciones sindicales, sin autorización expresa los agentes no podrán actuar con libertad

LA NORMA

La norma de incompatibilidades sirve para controlar las actividades profesionales o lucrativas que los policías pueden realizar paralelamente a su trabajo como agentes.

No obstante, Marlaska ha añadido un punto demoledor, que impedirá a los agentes intervenir en medios si no cumplen estrictamente con el régimen de autorización previa.

El documento dice así:

«La participación en cualquier medio de comunicación social audiovisual, radiofónico, impreso o digital, independientemente de su habitualidad o no, que esté relacionada con la actividad policial o en la que se haga uso de información obtenida por razón de su condición de Policía Nacional, requerirá autorización expresa de la persona titular de la Dirección General de la Policía, quien podrá delegar esta competencia en la persona titular de la jefatura de la Oficina de Prensa y Relaciones Informativas, sin perjuicio del ejercicio de las competencias reconocidas a las organizaciones sindicales en Ley Orgánica 9/2015, de 28 de julio, en defensa de los intereses laborales y profesionales del personal de la Policía Nacional en el ejercicio de la acción sindical».

Es decir que todo lo que no esté cumpliendo estrictamente dicha función sindical, será censurado

Pero qué temas se consideran amparados bajo la acción sindical estarán en manos de la Dirección General de la Policía, esto es, la persona de confianza directa de Marlaska, Pardo Piqueras, que será el que deba dar la autorización e indicar si pueden hablar libremente de los asuntos que quieran tratar. Sólo:

«Estarán exceptuadas del régimen de autorización o reconocimiento previo de compatibilidad las actividades recogidas en el artículo 19 de este real decreto».

Estas excepciones no tienen nada que ver con los medios de comunicación, sino que se refieren a la administración del patrimonio personal o familiar, el dictado de cursos o conferencias para la formación, ejercicio voluntario de cargo de Presidente, Vocal o miembro de Juntas rectoras de Mutualidades o Patronatos siempre que no sea retribuido, etc.

Por supuesto, estas excepciones tienen excepciones que asimismo supondrán un recorte de libertad y estarán sometidas a control previo si tienen:

«Relación con su puesto de trabajo, tendrán la obligación de comunicar con antelación su participación a la persona titular de la dependencia policial».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.